Un sobreviviente rodeado por escombros en el estado de Tacloban, al este de Filipinas, luego del embate del tifón Haiyán en noviembre de 2013.

Ojo al Clima